Investiga el Consejo Universitario queja en contra de 9 maestros de la FACOM

/ 483

Chilpancingo, Gro. 09 de Febrero del 2017 (IRZA). – Con exceso de prudencia y sigilo, la Comisión de Honor y Justicia del Consejo Universitario de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro), atrajo la investigación de la denuncia en contra de nueve maestros de la Facultad de Comunicación y Mercadotecnia, encabezados por el coordinador de la Academia, Ángel Carrillo Chora, y el delegado sindical, Samuel Bautista Nava, por la violación de diversas normas legales en la institución.




Luego de un año sin avances y a solicitud de la Comisión Estatal de Derechos Humanos, el expediente DDHU/142/2015 fue retomado y serán llamados a comparecer Paulina Hernández Mejía, Aleida Tello Diviccino, Gabriela Arcos Mastache, Gonzalo Castañón Arcos, Jesús Chávez García, Iván Gallardo Bernal y Luis Raúl Vélez Carbajal para que respondan por sus actos. Las fechas de las citas de comparecencia casi están definidas, pero no se dieron a conocer.

Los maestros mencionados habrían invadido facultades exclusivas del Consejo Universitario y de la Comisión Mixta de Admisión y Promoción al solicitar, el 5 de septiembre de 2015, a propuesta de la Academia y por acuerdo de la Delegación Sindical, la inhabilitación del maestro Elino Villanueva González como consejero de unidad y que fuera retirado de sus grupos, bajo el argumento de que sus títulos eran falsos.

Los integrantes de la Comisión sostuvieron este jueves a puerta cerrada una reunión con el maestro afectado en un área de Rectoría que no se dio a conocer.

Elino Villanueva confirmó la información y comentó que revisaron el expediente radicado en la Defensoría de los Derechos Humanos y Universitarios, y verificaron las cédulas 9589585 y 9662410 de su título de licenciado en Literatura y su grado de maestría en Historia Regional,

Sin embargo, la Rectoría no ha emitido información y tampoco los comisionados declararon.

El caso se maneja con sumo hermetismo y aún no se informa sobre qué curso tendrá la investigación, sobre todo ante la intervención de los organismos defensores de los Derechos Humanos.

“No estoy autorizado para hacer declaraciones”, dijo Elino Villanueva ante la insistencia de los periodistas.

“Lo único que puedo decirles, a título estrictamente personal, es que estoy orgulloso y feliz de haber sido escuchado con total apertura, con respeto y con una gran receptividad por parte de los comisionados”, mencionó.

Asimismo, agradeció el gesto de la Comisión al atraer el caso, pues “por fin se empieza a hacer justicia ante la crueldad de la cual fui objeto”.

Agregó que la Ley de la Universidad y su reglamentación secundaria establecen con claridad las sanciones para quienes atentan contra la dignidad humana, las garantías individuales y el derecho a un ambiente sano de trabajo de cualquiera de los que integran la comunidad universitaria, pero declinó abundar al respecto.

El origen del conflicto fue una denuncia presentada en la Procuraduría General de la República por la Coordinación de Asuntos Jurídicos de la UAGro, en julio de 2015, con la cual se abrió el expediente PGR/GRO/CHI/I/933/2015 sobre la supuesta falsedad de sus estudios, junto con otros siete maestros, del cual sí dijo que pronto se esperan “noticias muy positivas”, pues ha quedado claro que su formación y los documentos que la amparan son absolutamente legales.




Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *