Consumo de Ácido Fólico importante para la prevención de Espina Bífida

/ 706

*Conmemora IMSS Día Mundial de la Prevención de este padecimiento

*Otro factor de riesgo son los embarazos de madres adolescentes o de mujeres de más de 35 años de edad

Chilpancingo, Gro. 25 de Octubre del 2017. – Un consumo adecuado de ácido fólico, indicado por un médico, es fundamental para las mujeres embarazadas, debido a que evita defectos del tubo neural (cerebro y médula espinal) siempre que se tome antes y durante las primeras semanas del proceso de gestación.

La falta de consumo de esta vitamina del complejo B, es necesario para la formación de proteínas estructurales y hemoglobina, puede generar la espina bífida, enfermedad congénita que genera discapacidad o defectos del tubo neural que constituye un problema en la médula espinal o las membranas que la recubren, indicó el coordinador médico de pediatría del Hospital General Regional (HGR) N°1, Carlos Ángel Esteban.

En la conmemoración del Día Mundial de la Prevención de este padecimiento, este 25 de noviembre, comentó que la espina bífida es una de las causas más importantes de la parálisis infantil. Los niños afectados padecen grados diversos de parálisis en la parte inferior del cuerpo y problemas de control de esfínteres.

Refirió que 98 por ciento de los casos de espina bífida se debe a un déficit de folatos (ácido fólico) en la madre en los momentos previos o inmediatamente posteriores a producirse el embarazo. Otro factor de riesgo son los embarazos de madres adolescentes o de mujeres de más de 35 años de edad.

Otro padecimiento que podría generarse por no consumir ácido fólico es la anencefalia, referida como una condición fatal por la cual el bebé nace con el cráneo y el cerebro seriamente subdesarrollados. Esta vitamina ayuda también a prevenir algunos otros defectos de nacimiento, como el labio leporino y la fisura palatina.

Mencionó que la recomendación a las mujeres susceptibles a un embarazo, consuman un compuesto multivitamínico que contenga 400 microgramos de ácido fólico por día, además de ingerir una dieta saludable que incluya alimentos ricos en esta vitamina.

Indicó que la estrategia especializada de Salud PrevenIMSS es fundamental para todos los derechohabientes, debido a que incluye estas acciones para el sector de mujeres aseguradas que desean embarazarse con un previo cuidado de su salud.

Entre los alimentos naturalmente ricos en ácido fólico se encuentran el jugo de naranja, otras frutas y jugos cítricos, los vegetales con hojas verdes, frijoles, brócoli, espárrago, lentejas y los productos de granos enteros.

El IMSS entrega folletos con información detallada para las mujeres y los cuidados a la salud de su bebé desde el inicio del embarazo hasta el término del proceso de gestación, al igual que las recomendaciones de atención del recién nacido.

El médico especialista Ángel Esteban reiteró la necesidad de planear los embarazos, para recibir los cuidados previos y posteriores de este proceso humano, por lo que insistió que acudir a las unidades médicas del Instituto a revisiones continuas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *