Pide el diputado Moisés Reyes que gobierno federal atienda problemática ambiental por construir una Marina

/ 214

El diputado Moisés Reyes Sandoval se pronunció por que el gobierno federal atienda la problemática ambiental, económica y social generada por la construcción de la Marina Náutica Cabo Marqués, y dé respuesta a las peticiones de quienes resultaron afectados con el proyecto.

Lo anterior lo hizo a través de un Acuerdo Parlamentario mediante el cual señala que el Grupo Mexicano de Desarrollo construyó en el poblado de Puerto Marqués, de Acapulco, dicho proyecto que cuenta con una capacidad para 125 yates y veleros de hasta 250 pies, y una Marina Seca para 200 embarcaciones, además de servicios integrales de gasolinera náutica, rampa de botado, plataforma de servicios, estacionamiento, casa club y estacionamiento privado.

Dijo que el Grupo Mexicano de Desarrollo contempló en el proyecto, como complemento de la Marina, “al pueblo de Puerto Marqués, donde las familias pudieran disfrutar de paseos en sus malecones, restaurantes y tiendas náuticas, para generar mayores posibilidades de diversión y descanso que el mar ofrece, además de explorar lugares inaccesibles, practicar deportes acuáticos y disfrutar en plena libertad y seguridad”.

Sin embargo, agregó el diputado por Morena, que esto se ha quedado muy lejos de la realidad y no es como lo promueve y pregona el consorcio, ya que su construcción vino a causar una problemática muy compleja que hasta hoy no ha tenido solución, trayendo como consecuencia una disminución en el turismo que anteriormente acudía a Puerto Marqués.

“Es por ello que, los prestadores de servicios turísticos y restauranteros estiman que con el proyecto se les ocasionó perjuicios, limitando sus ingresos por la mala planeación de la obra; que trajo como consecuencia la afectación de su área de playa donde se ubicaban los restaurantes, ocasionando el retiro automático de clientes”, añadió.

Reyes Sandoval refirió que uno de los aspectos importantes de esta construcción lo constituye la afectación ambiental causada a bancos de peces, moluscos y otros animales propios de la zona, así como prohibir la pesca y buceo a las personas que viven de estas actividades, “como lo determinó el Instituto Nacional de Antropología e Historia que en esta zona existen vestigios arqueológicos, y por lo tanto afecta el patrimonio de la nación”.

Por estas razones, aseguró que es necesario exhortar al Ejecutivo federal para que instruya a los titulares de las dependencias involucradas a implementar acciones para solucionar de manera inmediata el problema. Asimismo, a las Cámaras de Diputados y de Senadores para que retomen el asunto y coadyuven en la búsqueda de solución para que los restauranteros y cooperativas de prestadores de servicios turísticos de Puerto Marqués continúen con el desempeño normal de sus actividades.

Related Posts