Liberan policías retenidos por normalistas de Ayotzinapa

/ 263

Por: Enrique Villagómez

Acapulco, Gro. 13 de Septiembre del 2017. – Luego de negociar por casi 7 horas, el gobierno de Guerrero logró liberar a cuatro policías preventivos municipales de Tixtla, que se encontraban retenidos dentro de la Normal Rural Isidro Burgos de Ayotzinapa. A cambio, dejo en libertad a diez estudiantes normalistas que habían sido detenidos cuando vandalizaban vehículos de reparto durante la mañana de este miércoles en el libramiento Chilpancingo-Tixtla.

En entrevista con Digital Guerrero, el vocero del Grupo de Coordinación Guerrero (GCG), Roberto Álvarez Heredia, confirmó la liberación de los 4 policías municipales de Tixtla, los cuales se encuentran bien de salud y ya se reunieron con sus familiares.

Asimismo, indicó que los diez jóvenes estudiantes de la normal rural de Ayotzinapa que se encontraban detenidos por vandalismo, fueron entregados a la Comisión Estatal para la Defensa de los Derechos Humanos (Codehum), quien certifico su estado de salud en buenas condiciones y de inmediato fueron llevados a su institución.

La mañana de este miércoles, se registró un enfrentamiento entre policías estatales con estudiantes normalistas de Ayotzinapa, porque retuvieron una pipa con 30 mil litros de combustible y 4 unidades de reparto minorista, además de dañar dos autobuses de pasajeros.

En la trifulca, diez jóvenes normalistas fueron detenidos por la policía, mientras que cuatro elementos de seguridad municipal de Tixtla fueron retenidos por los estudiantes tras 7 horas de negociación aceptaron realizar un intercambio de detenidos.

Álvarez Heredia destacó que parte de la negociación implico no fincarles ningún tipo de responsabilidad penal a los diez jóvenes liberados a pesar de los delitos que cometieron, “porque el gobierno del estado privilegio la tranquilidad social a unos días de conmemorarse el tercer aniversario de la desaparición de los 43 normalistas en Iguala”.

Sin embargo, dejó abierta la posibilidad de que las empresas afectadas puedan interponer las denuncias correspondientes, sobre todo porque los vehículos vandalizados aún permanecen en poder de los normalistas de Ayotzinapa.