Dota Gobernador Héctor Astudillo de agua potable a Acapulco

/ 572

Acapulco, Gro. 10 de Junio del 2017.- Para atender la necesidad de falta de agua potable, el Gobernador Héctor Astudillo Flores, inauguró un tanque con capacidad de 5 millones de litros de agua que desde el cerro del fraccionamiento Hornos-Insurgentes, abastece a 25 mil habitantes de 27 colonias acapulqueñas de la zona Poniente, con una inversión superior a los 41 millones de pesos, mientras que realiza obras de desazolve y alcantarillado en 25 municipios, entre ellos, Acapulco, para evitar inundaciones en temporada de lluvias.

“Es un tanque monumental, es extraordinario, es una obra ligada al proyecto de Lomas de Chapultepec. Es un ejemplo para hacer otros tanque más y con más recursos valdría la pena pensar en un par de anques más en Acapulco y en otras ciudades de como Iguala, Chilpancingo y Zihuatanejo. Son obras para mejorar esta demanda que hay de recibir agua potable en los hogares. Es una gran obra para Acapulco”, sostuvo el Gobernador Astudillo.

Con ingeniería y diseño alemán y una inversión de 41.3 millones de pesos, es decir, 13.8 millones de pesos, aportados por la Federación y 27.53 millones de pesos por el Gobierno del Estado, el nuevo tanque de agua, sustituye al “queso”, como se le conocía al anterior tanque cuya capacidad era menor y dio servicio por 50 años y resultaba ineficiente.

“Este tanque de Hornos-Insurgentes es muy importante para dotar de agua a todas las familias de esta región poniente de Acapulco. Esta es una gran obra para Acapulco”, enfatizó el Gobernador Astudillo.

Y añadió que los desazolves que se están haciendo en los 25 municipios de Guerrero para evitar inundaciones que afecten a las familias de diversos puntos del estado y de Acapulco donde puntualizó que “cuidar el río La Sabana, es cuidar la seguridad de familias que viven cerca del río La Sabana, de tal manera que el Gobierno del Estado aquí está”, señaló el Gobernador Astudillo Flores.

El Jefe del Ejecutivo estatal, Astudillo Flores, recordó que en septiembre de 2013, los fenómenos meteorológicos Íngrid y Manuel, provocaron el desbordamiento de ríos como La Sabana y el río Colacho que inundaron diversas colonias y poblaciones de la zona Diamante de Acapulco, por lo que instruyó la limpieza de ambos ríos con una inversión de 6.8 millones de pesos y retirar 25 mil toneladas de material de desazolve y lirio acuático para prevenir y evitar afectaciones a familias acapulqueñas.

Reconoció que funcionarios como el Director de la Comisión de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento del Estado de Guerrero, Arturo Palma Carro, así como el Delegado de la Comisión Nacional del Agua, Humberto Gastellum, realizan trabajos coordinados, tanto en obras de dotación de agua potable, como en trabajos de alcantarillado y desazolve en 25 municipios de Guerrero con una inversión de 45 millones de pesos.

Acompañaron al Gobernador Astudillo Flores, el Secretario de Finanzas y Administración del Estado, Héctor Apreza Patrón, el Delegado del ISSSTE, Mario Moreno Arcos, el Jefe de la Oficina del Gobernador Astudillo Flores, Alejandro Bravo Abarca, el Secretario particular del jefe del Ejecutivo Estatal, César Armenta y los regidores del Ayuntamiento de Acapulco, Roxana Agraz y Eduardo Cueva.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de DIGITAL GUERRERO su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *