Convoca el gobernador Astudillo a una “lucha sin cuartel” contra los criminales

/ 295

*A combatir particularmente a los que operan en la zona centro

Chilpancingo, Gro. 04 de Septiembre del 2017. – Tras reprobar el aumento al peaje de la autopista del Sol, el gobernador Héctor Astudillo dijo que debe darse una “lucha sin cuartel” contra los grupos delictivos que operan en el corredor Chilapa, Tixtla y Chilpancingo.

El mandatario estatal admitió que no le “gustó” la determinación de Caminos y Puentes Federales (Capufe) que dejó sin efecto el descuento especial del 25 por ciento al peaje, que estuvo vigente desde los fenómenos naturales de “Ingrid” y “Manuel” en 2013.

“No es algo grato, ni oportuno y nunca bienvenido”, afirmó este lunes en entrevista tras encabezar el tradicional homenaje cívico de cada mes en la explanada “Vicente Guerrero” de Palacio de Gobierno”.

“Los aumentos a nadie les gusta, principalmente cuando vivimos del turismo”, comentó, y anunció que abordará ese problema de “manera personal” con autoridades de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), con quienes, dijo, ya estableció comunicación.

Lucha sin cuartel

Astudillo confirmó que en un operativo conjunto con efectivos del ejército efectuado la madrugada del domingo, se logró la liberación de 15 personas que habían sido privadas de su libertad por un grupo armado, un día antes.

“Hay una pugna muy visible entre dos grupos de la delincuencia organizada” (Los jefes contra los Ardillos), dijo sobre los últimos hechos de violencia registrados en la franja que integran los municipios de Chilapa, Tixtla y Chilpancingo.

“Lo que se tiene que hacer es darles una lucha sin cuartel”, advirtió y consideró que ese tipo de actos, como el secuestro masivo de civiles, “afretan a la autoridad” y por lo cual es necesario “tomar decisiones más a fondo” con los responsables de las instituciones federales y estatales de seguridad.

Reconoció que la Sierra de Guerrero también “vive un problema muy serio” de violencia e inseguridad por el cultivo y trasiego de la amapola, y por lo cual, dijo, los integrantes del Grupo de Coordinación Guerrero (GCG) “están muy atentos”, pues reconoció que “no podemos tener militares ni policías en cada pueblo de la Sierra”.

Sobre el llamado del presidente de la República, Enrique Peña Nieto a los gobernadores para que refuercen las tareas de seguridad, Astudillo opinó que también es necesario que lo escuchen todas las autoridades, incluidos los alcaldes porque “el gobierno del estado no puede hacerse cargo como si fuera la única autoridad en el estado”, y reveló que los “presidentes municipales ni siquiera nos contestan el teléfono” cuando se registran hechos violentos.

Tiempos de unidad

En el primer homenaje cívico de este mes, efectuado en la explanada de Palacio de Gobierno, dijo que los “últimos tiempos han sido complejos y difíciles” pero que el trabajo ha sido el “motor para salir adelante”.

Ante mandos militares, senadores, diputados locales y federales, miembros de su gabinete, delegados federales y personal de la administración central, el gobernador hizo un llamado a la unidad y a “cerrar filas” por México y Guerrero.

Dijo que los últimos años han sido “complejos y difíciles” para esta entidad, pero añadió que el trabajo diario ha sido el motor para salir adelante, como lo hicieron los ilustres guerrerenses en la lucha de independencia.

Astudillo recordó el ataque que sufrieron el 26 de septiembre del 2014 alumnos de la Normal de Ayotzinapa, en Iguala, con saldo de 3 estudiantes asesinados y 43 desaparecidos, y dijo: “este es un hecho que seguimos y seguiremos lamentando porque dolió, afectó y lastimó a muchos mexicanos y especialmente a guerrerenses”.

Recordó también que en este mismo mes se conmemoran nacimientos y fallecimientos de ex gobernadores guerrerenses como José Francisco Ruiz Masssieu, Alejandro Cervantes Delgado y Alejandro Gómez Maganda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *