CONMEMORA IMSS EN GUERRERO DÍA MUNDIAL DE LA PARÁLISIS CEREBRAL

/ 148

Aunque en muchos casos, la causa de la parálisis cerebral no se conoce, ésta se puede desarrollar después de que la madre tuvo un padecimiento como diabetes mellitus, rubiola, zika o por el consumo de algún medicamento, así como padecer infecciones posteriores al nacimiento como meningitis y encefalitis, indicó el Instituto en la conmemoración Mundial de esta enfermedad este cuatro de octubre.

El médico internista y coordinador de Prevención y Atención a la Salud delegacional, Jesús Roberto Valdez Ortiz, explicó que afecta la capacidad de una persona para moverse, mantener el equilibrio y la postura. Los trastornos aparecen durante los primeros años de vida, y por lo general, no empeoran con el tiempo.

Quienes sufren de parálisis cerebral pueden tener dificultades para caminar y tener problemas al realizar tareas como escribir o usar tijeras. Algunas tienen otras afecciones médicas como trastornos convulsivos o discapacidad mental.

Los casos moderados del padecimiento pueden no presentar síntomas. Los graves pueden ser mortales, por lo que se requiere atención médica inmediata para tratar los síntomas como confusión, alucinaciones, convulsiones, debilidad y pérdida de la sensibilidad, indicó el especialista.

Explicó que no existe una cura para la enfermedad, sin embargo, en el Instituto, los menores son atendidos con un tratamiento llamado toxina botulínica, que les permite mejorar actividades como caminar, moverse o interactuar con el medio en el que se encuentran.

Son atendidos por un neurólogo pediatra y ortopedia pediátrica, pues realizan diversas actividades para mejorar sus movimientos con los diversos niveles de daños musculares. A nivel mundial se diagnostica en uno de cada 350 nacimientos, es más frecuente en varones.

Destacó que el Instituto apoya estas conmemoraciones con el fin de hacer conciencia sobre el trato humano y médico que merecen los pacientes con este tipo de discapacidad.

Related Posts