Se invierten 13 mil millones al año para atender a 7 de cada 10 guerrerenses: Sedesol

/ 346

Chilpancingo, Gro. 11 de Julio del 2017 (IRZA). – El secretario de Desarrollo Social del gobierno federal, Luis Enrique Miranda Nava, informó que en Guerrero se invierten 13 mil millones de pesos al año para atender a siete de cada 10 guerrerenses, y afirmó que son más los que quieren la paz por encima de la violencia.

Miranda Nava encabezó con el gobernador Héctor Astudillo Flores un acto en la sede del Sexto Batallón de Ingenieros en Combate de la 35 Zona Militar, donde se inició la capacitación de la estructura de mil 200 Comedores Comunitarios para la reacción inmediata en caso de contingencias ambientales.

Ahí informó que en Guerrero operan mil 250 comedores, en donde se atiende a un millón 800 mil personas en pobreza alimentaria, y que anualmente la federación destina 13 mil millones de pesos para dar apoyo a siete de cada diez habitantes de esta entidad.

Dijo que en esta tarea el apoyo del Ejército es importante. “Sin ellos no podríamos abatir el rezago de la pobreza alimentaria que existe en el país”, y recordó que el programa inició precisamente en Guerrero a consecuencia de los daños que provocaron las tormentas “Ingrid” y “Manuel” en septiembre del 2013, y que a este año hay más de cinco mil 600 comedores en todo el país.

En su mensaje, el funcionario pidió a los guerrerenses inculcar valores y apoyar la formación educativa de sus hijos. “No hay que estar atrapados por la delincuencia, por aquellos que piensan que el dinero fácil es lo más importante”, externó.

Pidió que a los hijos “háganlos hombres de bien, porque si no sólo los van a ver el domingo en un penal o a diario en una tumba; la educación eso es una responsabilidad de todos, somos muchos más los que queremos la paz y muchos menos los que quieren la violencia. No permitamos que nos domine esa gente”, manifestó.

En su oportunidad, el gobernador Héctor Astudillo indicó que Guerrero es un territorio en donde “no escapamos a las contingencias y el Plan DN-III es un apoyo histórico para la población, sólo basta recordar a ‘Ingrid’ y ‘Manuel’ y los daños que provocó”.

Señaló que el estado se encuentra en un lugar donde hay lluvias muy fuertes, además de estar en una brecha sísmica. “Hemos tenido problemas serios en tiempos de lluvias, por eso hay que demostrar capacidad de operación y organización”, dijo.

Recordó que esos comedores nacieron casi de la mano de aquellos fenómenos meteorológicos y representan una enorme ayuda social en los lugares más alejados y en las zonas urbanas. “Ahí comen guerrerenses que han mejorado su alimentación”, aseguró.

Astudillo Flores añadió que en Guerrero “todos los días enfrentamos problemas como el de la inseguridad y la enfrentamos con la ayuda de la Defensa Nacional. Somos muchos más los guerrerenses que buscamos encontrar virtudes para salir adelante”, finalizó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *