Empresarios pedirán “suspender” aplicación de la Ley Anti plásticos mientras dure la pandemia en Guerrero

0
313

Por: Enrique Villagómez

Acapulco Gro; a 06 de julio del 2020.- Integrantes de la Federación Estatal de Cámaras de Comercio en el Estado (FECANACO), solicitaran al diputado Moisés Reyes Sandoval, que gestione ante el Congreso local, una suspensión temporal para la aplicación de la Ley Anti plásticos en Guerrero, con el objeto de que bares, restaurantes y hoteles, puedan atender con extrema seguridad a sus clientes mientras dure la pandemia ocasionada por el Covid-19.

Esta medida permitiría a los empresarios garantizar la aplicación de las medidas preventivas de higiene que recomienda el sector salud, durante la llamada “nueva realidad”, pues en lugar de que los clientes usen platos, vasos y popotes re utilizables que, a pesar de lavarse y desinfectarse perfectamente, siempre cuentan con el riesgo de propagar los contagios de Coronavirus.

Durante una conferencia de prensa virtual que ofreció a los integrantes del Pool de Medios “Guerrero en Redes”, el dirigente de la FEDECANACO aclaró que los empresarios no están en contra de ignorar el respeto al medio ambiente, sino de ofrecer el uso de cubiertos, vasos y popotes de plástico a sus clientes, como una alternativa de prevención a sus clientes mientras dure la pandemia.

“Estamos proponiendo que la suspensión de aplicar la Ley Anti plásticos, se realice conforme al movimiento que tenga el Semáforo Nacional de Salud, o sea que esto no sería para siempre, sino de manera transitoria. Definitivamente lo que nos urge es evitar más contagios de Covid-19”, insistió el empresario.

Por otra parte, Martínez Sidney, indicó que, al corte de hoy, suman más de 5 mil 800 los negocios que definitivamente ya no abrirán sus puertas en todo el estado, debido a la crisis financiera que enfrentan por la emergencia sanitaria que se decretó para controlar la propagación de Coronavirus.

Detalló que tan solo en Acapulco, los cierres de negocios alcanzan los 815, con la pérdida de 8 mil empleos directos y por lo menos el doble de indirectos, por lo que urge la instrumentación de apoyos financieros y estímulos fiscales emergentes para logar una verdadera recuperación económica.

“Nos preocupa la insensibilidad del gobierno federal, quien únicamente nos ha mandado como apoyo algunas llamadas telefónicas, la aplicación de encuestas y la organización de censos, pero nada más”.

Martínez Sidney aseguró que, desde hace mucho tiempo, la “vida nocturna en Acapulco no existe”, primero por la inseguridad que casi acabo con ella, y ahora por el cierre obligado de las empresas debido a la pandemia del Coronavirus, no obstante, de que, gracias a ella, Acapulco obtenía casi el 40 por ciento de sus ingresos.

El empresario aprovecho la entrevista con los medios de comunicación para criticar duramente a la alcaldesa Adela Román Ocampo, porque “a más de dos años de haber iniciado su administración”, se ha negado a firmar los convenios que los empresarios acordaban con todos los gobiernos municipales para obtener “beneficios fiscales” que ayudaban a sustentar las fuentes de trabajo.

También calificó como “irrelevante e innecesario” que el gobierno federal insista en reabrir el caso Ayotzinapa o seguir con sus proyectos “inviables” como el Tren Maya, en lugar de ofrecer apoyos y estímulos económicos a los empresarios que verdaderamente se ocupan de mantener activa la planta productiva del país.