Han sido expulsados seis maestros de la UAGro: Javier Saldaña

/ 307

javier_saldaña_uagro

Chilpancingo, Gro. 07 de Octubre del 2016 (IRZA). – El rector de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro), Javier Saldaña Almazán, informó que en el último año nueve maestros universitarios han sido expulsados de la máxima casa de estudios por la comprobación de irregularidades en el desempeño de sus funciones.

Sin dar nombres, refirió que se trata de dos maestros acusados por solicitar dinero a los estudiantes a cambio de calificaciones, dos trabajadores del Centro de Investigación y Posgrado de Estudios Socioterritoriales (CIPES) y cinco más que enfrentan un proceso desde hace seis meses en la Procuraduría General de la República (PGR), por presentar documentación falsa para su contratación.

Aseguró que los nueves universitarios han sido dados de baja definitiva de la UAGro, donde –advirtió- no se tolerarán irregularidades de ningún tipo.

Entrevistado al término de la sesión de Consejo Universitario, mencionó que un caso es de dos maestros, con dos y 34 años de servicio, acusados por hostigamiento al solicitar dinero a los estudiantes a cambio de calificaciones.

“Se concilió con los muchachos que fueron objeto de esta situación, pero de todas formas se van de la Universidad”, sostuvo, y en este sentido dijo que “tenemos que limpiar a la institución; hay quien nos decía en su defensa que hay maestros que cobran más, pero no podemos permitir que esto siga pasando en la universidad”.

Señaló que los maestros deben sujetarse a las nuevas reglas y para ello se aprobó la función de un Tribunal Universitario, para que el maestro que tenga una falta moral o que lesione a otro compañero sea sometido a este órgano de justicia.

El caso sería leído ayer al pleno del Consejo Universitario; sin embargo, la Comisión de Honor y Justicia determinó sacar el tema del orden del día.

En el caso de los maestros del CIPES, otros dos investigadores de Tiempo Completo fueron liquidados debido a que se encontraban laborando desde hace cinco y 15 años en la Universidad de Guanajuato y Metropolitana de México, y también cobraban en la UAGro un sueldo de hasta 25 mil pesos quincenales.

Saldaña Almazán explicó que hace un año se percató que son maestros inscritos en el Sistema Nacional de Investigadores (SNI), pero que no cuentan para la UAGro, ya que se encuentran asignados como investigadores en las otras universidades donde laboran también.

“Alguien pidió clemencia y le dije que no hay problema, siempre y cuando el SNI cuente para la UAGro, y me dice: ya lo están repensando y en dos años me podrían incorporar, y entonces le dije que se fuera y en dos años lo recontratamos”.

El rector añadió que no podrían continuar justificando estos casos que le cuestan a la UAGro, y en el caso del CIPES, el Consejo Universitario, a propuesta del rector, aprobó realizar una auditoría a la institución, ya que indicó el propio Saldaña que para sostenerse en casos como éstos “hay complicidades”.

En el caso de los otros cinco maestros que ya no laboran en la UAGro, relató que hace algunos meses seis maestros fueron inhabilitados y se abrió un periodo de seguimiento para que demostraran la autenticidad de sus documentos como títulos y cédulas oficiales presentadas para laborar en la UAGro, pero este caso salió de su competencia y lo absorbió la Procuraduría General de la República (PGR).

Refirió que sólo el maestro, Elino Villanueva, de Ciencias de la Comunicación, pudo acreditar la autenticidad de sus documentos y fue recontratado por la UAGro, en tanto los otros siguen su proceso en la PGR, pero ya se encuentran fuera de la Universidad.

(www.agenciairza.com)

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *