Marchan maestros para exigir castigo contra policías federales por desalojo en Acapulco

/ 361

Por: Enrique Villagómez

Acapulco, Gro. 24 de Febrero del 2017. – Unas tres mil personas entre maestros de la Coordinadora, sindicatos, grupos sociales, estudiantes normalistas y de preparatorias populares, marcharon por la zona diamante de Acapulco, para exigir castigo a los responsables de asesinar al profesor Claudio Castillo Peña, quien hace dos años perdió la vida durante un desalojo que efectuaron Policías Federales.




Los manifestantes que caminaron desde el libramiento Metlapil que conecta con la Autopista del Sol, recorrieron unos 3 kilómetros por el boulevard de la Naciones en dirección al Aeropuerto Internacional Juan Álvarez, provocando un intenso tráfico vehicular que molesto a los conductores que se dirigían hacia esa zona de la ciudad, sin que afortunadamente se registraran incidentes.

Walter Emanuel Añorve Rodríguez, integrante de la comisión política de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), lamento que a dos años de que fue asesinado el profesor Claudio Castillo Peña, durante el desalojo violento que llevaron a cabo los Policías Federales contra los maestros que protestaban por la aprobación de la Reforma Educativa, sigue impune y los responsables siguen trabajando “como si nada”.

Recordó que, durante aquella trágica noche del 24 de febrero del 2015, en que la policía federal “ataco violentamente al magisterio democrático de Guerrero”, hubo más de 200 profesores heridos entre hombres y mujeres, así como 106 detenidos que fueron tratados como “los peores delincuentes del país”, cuando el único delito que cometieron fue protestar para que se respetaran sus derechos humanos y laborales.

Manifestó el respaldo de la CETEG para los maestros del municipio de San Miguel Totolapan y de toda la región de la Tierra Caliente de Guerrero, quienes se oponen a regresar a clases mientras no sea detenido Raybel Jacobo de Almonte y su grupo de delincuentes autodenominados “Los Tequileros”.

“No vamos a permitir que el gobierno federal y estatal los amenace con aplicarles descuentos salariales por negarse a regresar a sus escuelas. Las autoridades deben entender que primero está su seguridad y la de los niños, ya que hasta el momento los famosos operativos que han hecho solo han sido “llamaradas de petate”.

Durante la marcha que concluyo con un mitin frente a las instalaciones de la Unidad de Protección Civil Estatal, localizada a un kilómetro de la terminal aérea, los manifestantes exigieron también la presentación con vida de los 43 estudiantes normalistas que desaparecieron entre el 26 y 27 de septiembre del 2014 en Iguala.




Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *