Noche violenta en Acapulco, dos muertos; uno era empleado del Ayuntamiento

/ 665

Acapulco, Gro. 06 de Febrero del 2017 (IRZA). – Con varios balazos de arma de fuego, al parecer de calibre 38 súper, fue hallado el cuerpo de un hombre en la calle del Mar del Fraccionamiento Mozimba, la noche de este domingo al filo de las 21:45 horas.




La víctima vestía un pantalón de color beige, playera negra, cinturón café y estaba descalza.

Las detonaciones movilizaron a las corporaciones policíacas quienes al arribar al lugar del hallazgo encontraron el cadáver de ese hombre que, al decir de los peritos ahí apersonados, tendría una edad aproximada a los 38 años.

Agentes Ministeriales del sector Mozimba llevaron a cabo las diligencias correspondientes para iniciar la carpeta de investigación del caso.

El cuerpo fue depositado en la morgue del Servicio Médico Forense, en espera de que los familiares del occiso se presenten para identificarlo y reclamar el cadáver.

Ejecutan en su casa a empleado del Ayuntamiento

Un empleado municipal fue hallado sin vida por un disparo de arma de fuego en la cabeza, en el interior de su domicilio, a unos metros de la Fiscalía Regional, en esta ciudad y puerto.

De acuerdo con datos policiales, la víctima era trabajador del área administrativa de Zonatur, dependencia del Ayuntamiento de Acapulco.

El hecho se reportó alrededor de las 21:20 horas en un apartamento de la calle 16, Edificio “San José” de la Unidad Habitacional Infonavit de la colonia 16 de Marzo, a unos metros de la comandancia de la Policía Ministerial y las instalaciones de la Secretaría de Seguridad Pública.

Tras los hechos, arribaron al lugar elementos de las distintas corporaciones policíacas y personal del Ministerio Público del sector Central, quienes en se hicieron cargo de las actuaciones.

Los peritos localizaron un casquillo percutido de calibre 38 Súper, mismo que fue asegurado, entre otros indicios que permitan llegar a la captura del o los criminales.

El cadáver se hallaba en el interior del baño del departamento 302. Sus victimarios lo amarraron de pies y manos con cinta canela y le envolvieron en la cabeza una toalla, para finalmente darle un solo balazo en la nuca, sin que nadie de los vecinos se diera cuenta ni de la detonación, hasta que al parecer alguno de sus familiares lo encontraron muerto.

Finalmente, los prosectores del Servicio Médico Forense levantaron el cuerpo y lo trasladaron a sus instalaciones, para ser sometido a la necropsia que marca la ley.




Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *