Gris comparecencia de la secretaria de la Mujer ante diputados locales

/ 251

comparece_secretaria_semujer

*No dio respuestas puntuales y evadió respuestas

Chilpancingo, Gro. 17 de Noviembre del 2016 (IRZA). – La secretaria de la Mujer, Gabriela Bernal Reséndiz, evadió respuesta a las preguntas de diputados sobre los casos de feminicidios registrados en Guerrero durante su gestión, particularmente en el municipio de Acapulco.

Sólo enumeró una lista de cursos de capacitación y talleres que esa Dependencia ha organizado en este 2016, firmas de convenios de colaboración entre instituciones de los tres niveles de gobierno y la integración de mesas de trabajo con organizaciones civiles.

Al comparecer ante diputados por la glosa del primer informe del gobernador Héctor Astudillo Flores, la funcionaria justificó la escasez de recursos financieros para emprender más y mejores acciones, pues indicó que el presupuesto de la Semujer fue de 19 millones de pesos.

Sin embargo, no proporcionó información precisa en relación al estado que guarda el índice de violencia que sufren las mujeres y las acciones que ha implementado para erradicarla en sus diferentes modalidades.

La diputada perredista Erika Alcaraz Sosa, cuestionó el índice de violencia de género y preguntó si la Dependencia cuenta con un diagnóstico sobre ese tema, pero la funcionaria sostuvo que apenas se está realizando y que por el momento se están guiando con los indicadores del INEGI, sin precisar estadísticas.

El diputado del PRI, Saúl Beltrán Orozco, le dijo que la Semujer tiene abandonada a la región Tierra Caliente y la funcionaria estatal insistió: “no está abandonada por la Secretaría, esta semana estuvimos en Pungarabato realizando brigadas y talleres para prevenir la violencia en niñas y mujeres”.

Los diputados le preguntaron insistentemente sobre la alerta de género que solicitaron organizaciones civiles para ocho municipios, pero se limitó a decir -como lo ha hecho en los últimos meses en entrevista periodísticas- que se están atendiendo las propuestas del grupo de trabajo conformado por el Instituto Nacional de las Mujeres.

Y que mientras se concreta, la Semujer “realiza talleres de sensibilización a trabajadores de la Secretaría de Salud y del DIF-Guerrero para la detección de la violencia. Se fortalecen las capacidades del personal de las áreas jurídicas de la Secretaría de la Mujer y de la Fiscalía, se han dado talleres dirigidos al Tribunal Superior de Justicia”.

Cuando la diputada Magdalena Camacho Díaz, del Partido Movimiento Ciudadano, le preguntó al respecto, la funcionaria se limitó a decir que la violencia debe erradicarse “desde casa” con el propósito de “eliminar cualquier conducta misógina”.

La Semujer, dijo, sólo cuenta con 15 centros de desarrollo para las mujeres y agregó que en las comunidades más apartadas se implementan jornadas de sensibilización a través de unidades móviles, sin precisar los resultados alcanzados a un año de gestión.

Esas jornadas se priorizan en los municipios que están incluidos en la Cruzada Nacional contra el Hambre.

Incluso atajó: “No todos los problemas de la mujer le corresponden a esta Secretaría” y añadió que los problemas del sector se atienden mediante un equipo interinstitucional.

En relación al Observatorio de la Participación Política, anunció que el gobernador Héctor Astudillo Flores firmará un convenio la próxima semana con el Instituto Nacional de las Mujeres para “eliminar la violencia política”.

Sobre el Protocolo Alba señaló que “ya sesionó” y que iniciarán una campaña para informar su funcionamiento. Y cuestionada sobre el empoderamiento de las mujeres, informó que el 50 por ciento de los proyectos que asignan las dependencias estatales son para mujeres.

Bernal Reséndiz informó sobre el equipamiento del Centro Comunitario y Albergue para Mujeres y Niñas Indígenas Me´phaa en el municipio de Ayutla de los Libres, región Costa Chica, con lo cual se da cumplimiento a la sentencia emitida por la Corte Interamericana de Derechos Humanos en contra del Estado Mexicano por el caso de la indígena Inés Fernández, quien en el 2002 fuera violada por militares.

Resaltó que el centro está listo para su inauguración, aunque la activista indígena está revisando el modelo de operación que coordinará la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas en coordinación con el estado y el municipio de Ayutla.

(www.agenciairza.com)

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *